Discurso Aniversario 180 Años:

Rectora Devés: "La U. de Chile contribuirá con todas sus capacidades para continuar construyendo futuro"

Nuestra Universidad se ha desarrollado siempre entrelazada al destino de nuestro país, en un diálogo académico y creativo que tiene también fuerza social y fuerza política. Su nacimiento ocurrió asociado a los procesos de transición desde el orden colonial al orden republicano e independiente. La Universidad estuvo en el centro de esa historia. Atender a las necesidades del país y de cada época ha marcado nuestra misión como Universidad de Chile y es una impronta que nos ha dado la fuerza para continuar en los momentos felices y también en los amargos, una suerte de cordón umbilical que nutre nuestros destinos y que le otorga al país un alma mater”.

Así comenzó el discurso que emitió la Rectora de la Universidad de Chile, Rosa Devés Alessandri, en la ceremonia de celebración por los 180 años de existencia de nuestro plantel, que se celebró este viernes 18 de noviembre en el Salón de Honor de la Casa Central. En sus palabras, la máxima autoridad universitaria hizo un repaso por el rol que han jugado la Casa de Bello y sus miembros tanto durante la construcción de la República como en diversos procesos históricos del país: la implementación de la ley de instrucción primaria obligatoria, la erradicación de la desnutrición infantil y su rol crítico en la resolución de crisis políticas y luchas sociales del siglo XX, entre muchos otros ejemplos.

“En las últimas décadas hemos debido enfrentar las políticas neoliberales en la educación que permean con mucha más fuerza de lo imaginado nuestra visión de sociedad y que, disfrazadas o no, se filtran en distintos espacios, incluso en aquellos que profesan ideologías distintas, llegado el momento de mostrar en los hechos el compromiso con la educación pública. Velaremos, en conjunto con las otras Universidades Estatales, para que la propuesta programática del actual gobierno de reconstruir la ‘educación superior pública, gratuita, de calidad y vinculada con las necesidades del país’, se manifieste en políticas públicas consistentes”, afirmó la Rectora.

Recordó, además, la frase que pronunció Andrés Bello en el discurso de instalación del 17 de septiembre de 1843, donde dijo que el objeto público de la Universidad de Chile sería el de “un cuerpo eminentemente expansivo y propagador”.  “Al cumplir 180 años renovamos esta fuerza ‘expansiva y propagadora’ que nos ha regalado la historia y nos preparamos para vivir el futuro”, agregó.

Los desafíos presentes y futuros

“En los próximos años, nuestra Universidad seguirá siendo testigo y motor de las transformaciones que la sociedad contemporánea demanda”, aseguró la primera Rectora mujer de la Universidad de Chile en sus 180 años de historia, destacando entre los compromisos actuales el trabajo que lleva adelante el plantel junto al Ministerio de Salud para articular más estrechamente al Hospital Clínico a la red pública de salud. Este proceso, detalló, “ha derivado en el envío por parte del gobierno al Congreso de un emblemático Proyecto de Ley sobre la materia”, el cual "se funda en el reconocimiento de la notable contribución que ha hecho y debe seguir haciendo nuestro Hospital a la medicina chilena, por el bien de Chile y de su gente”, dijo.

En sus palabras, la Rectora también destacó como aporte al país la influencia que la U. de Chile ha tenido en la normativa sobre Igualdad de Género a nivel nacional. “Podemos decir con orgullo que lo que fue una demanda y construcción comunitaria, con un claro sello estudiantil, aunque también aprovechando las capacidades académicas forjadas por muchos años, está impactando al sistema de educación superior en general,  a través de nuevas normativas de alcance nacional, como es el caso de la ley que promueve políticas integrales orientadas a prevenir, investigar, sancionar y erradicar la violencia y la discriminación de género, y el proyecto de ley que busca regular los derechos de estudiantes de educación superior en situaciones de embarazo, maternidad, paternidad o cuidado de personas. En nuestra casa seguiremos profundizando ese compromiso”, aseguró.

Destacó, además, la incidencia en el sistema de acceso a la educación superior, cuyos avances en calidad, en cobertura, en equidad e inclusión “se deben en gran medida al aporte del DEMRE”. “La investigación realizada en el propio DEMRE, fortalecida por su articulación internacional, ha sido fundamental para la implementación de nuevas pruebas basadas en competencias, la realización de dos procesos en el año y la consistencia con un enfoque de derechos. Así, las capacidades académicas orientadas por valores y la firme voluntad de transformar nos traen procesos más actualizados, de mayor calidad y más equitativos”, dijo.

Más participación, más comunidad 

A continuación, y dirigiéndose especialmente a la comunidad universitaria, la Rectora Devés, planteó que la labor de servicio al país que tiene nuestro plantel “solo puede alcanzarse con una comunidad cohesionada, motivada, segura, en un ambiente de colaboración y de respeto al pluralismo y la libertad académica”, advirtiendo que se requiere de acciones que orienten y convoquen a prácticas colaborativas y participativas.

“Estamos preocupados de profundizar los ámbitos de participación de nuestras y nuestros estudiantes y de la comunidad en general, ya que solo en el encuentro de estas vidas distintas podremos construir un horizonte compartido. Reiteramos nuestro compromiso de avanzar en la concreción del acuerdo del Senado Universitario de modificar el Artículo 36 del Estatuto de la Universidad de Chile para permitir el voto estudiantil y funcionario en los Consejos de Facultad. Profundizar nuestros procesos de participación representará un avance para la Universidad en tiempos en que la concertación de voluntades se vuelve determinante”, aseguró.

Asimismo, la Rectora Devés reveló que, atendiendo a las necesidades de la comunidad y teniendo como principio una ética del cuidado, el plantel está dando forma a un área de Comunidad Saludable, que tiene como propósito llevar adelante acciones de promoción de la salud y prevención de enfermedades dirigidas a la comunidad universitaria, lo que incluirá una Plataforma de Salud Mental.

Sustentabilidad, inclusión, interdisciplina

Relevando la importancia de la diversidad como condición de inclusión –no solo en términos socioeconómicos, sino también respecto condiciones asociadas a la pertenencia étnica y cultural, la situación de discapacidad, las identidades de género y diversidades sexuales, entre otras–, la Rectora Devés expresó que “se hace necesario ampliar la mirada hacia una propuesta de sustentabilidad universitaria que propicie espacios de interacción entre la diversidad de personas de la comunidad institucional involucradas en los procesos formativos, como medio para la construcción de una sociedad con mayores niveles de cohesión interna”.

“La sustentabilidad, en los ámbitos cultural, material, social y ambiental, se plantea como un valor universitario, para lo cual resulta clave constituir el desarrollo académico de la Universidad sobre la base del mejor desarrollo personal, social y cultural de cada uno de los miembros de la comunidad. Tenemos el compromiso de desarrollar mecanismos que permitan superar las barreras administrativas, disciplinarias y de género actualmente existentes, para ofrecer a cada estudiante una experiencia académica integral e interdisciplinar”, detalló.

Como un ejemplo de este compromiso, la Rectora anunció que a partir de 2023 los y las estudiantes de todas las carreras de nuestro plantel tendrán la posibilidad de acceder a una Certificación Complementaria en Inter y Transdisciplina para la Sustentabilidad, iniciativa que tiene como fin contribuir a formar profesionales con habilidades para el diálogo, la colaboración, la investigación y el trabajo en equipos inter y transdisciplinarios, aportando al desarrollo de capacidades analíticas que permitan responder a los desafíos de la sustentabilidad en todas sus dimensiones.   

La Rectora anunció también que “estamos trabajando consistentemente para incluir a los pueblos indígenas, sus saberes y sus lenguas, como nos señala nuestra Política universitaria aprobada en 2020”, con el fin de “interactuar con conocimientos, cosmovisiones, lenguas y culturas que, en gran medida, habían sido excluidas de nuestra institución, si bien reconocemos aquellas iniciativas de académicas, académicos, funcionarios y estudiantes comprometidos que en distintos momentos de nuestra historia institucional han luchado por incorporar elementos culturales indígenas”. En los próximos días, mencionó, se dará a conocer la constitución del Comité de Pueblos Indígenas que asesorará la implementación de la Política.

Complejidad desde la investigación y la creación  

Dentro del discurso, la Rectora reconoció el estándar en materia de investigación que representa la U. de Chile y señaló que se debe al “compromiso inclaudicable de sus académicas y académicos, y gracias a quienes colaborativamente han creado una comunidad de conocimiento que ha articulado a investigadores, estudiantes de postgrado y también de pregrado, así como a profesionales y personal de colaboración”. 

Así, destacó la existencia de la Política de Investigación, Creación Artística e Innovación y la reciente creación de una Subdirección de Innovación Público-Social que trabajará para colaborar en el fortalecimiento de las capacidades para tomar decisiones basadas en evidencia. “Ya hemos avanzado en familiarizar el quehacer científico con lógicas inter y transdisciplinares. Lo que debe venir es prepararnos para co-construir nuevos saberes en diálogo con los procesos sociales, culturales, políticos y ciudadanos”, dijo.

La Rectora destacó que se requieren “más doctores y doctoras para Chile” y reafirmó su compromiso con “seguir desarrollando con entusiasmo el Proyecto Carén como un lugar de experimentación transdisciplinaria e innovación, no sólo tecnológica, con el fin de abordar problemas que requieren la participación de múltiples disciplinas, personas e instituciones”. 

Modernización y nueva infraestructura

El avance decidido hacia la digitalización de la gestión administrativa, financiera y contable de la Universidad a través del proyecto U+Gestión también fue destacado por la Rectora, además de la implementación del nuevo Reglamento de Remuneraciones y el cambio del sistema de desarrollo de personas, que constituyen “grandes desafíos técnicos y administrativos que podrán resolverse con altos estándares gracias al trabajo de equipos muy bien preparados”.

“Junto con formalizar un gobierno de datos, estamos trabajando en el primer proyecto de Ciencia Abierta para disponibilizar datos de investigación para la comunidad”, informó la autoridad. 

En cuanto a nuevas infraestructuras, la Rectora destacó que el complejo Vicuña Mackenna 20 (VM20) –que alojará el Nuevo Teatro Sinfónico para 1200 espectadores, el Ballet y el Coro de la Universidad, con sus respectivas salas de ensayo, la nueva Facultad de Gobierno y el Institutos de Estudios Internacionales– ya se encuentra en una etapa avanzada de construcción y “representará un gran aporte para la Universidad y también para la ciudad de Santiago y para Chile”. Junto a éste complejo, pronto abrirá sus puertas la Plataforma Cultural en el Campus Juan Gómez Millas, otro aporte a la cultura de la Universidad de Chile.

Respecto a los vínculos con la sociedad, la Rectora destacó la actividad de extensión de nuestro plantel, orientada actualmente a aumentar el despliegue de la Universidad en el territorio, reconociendo a las comunidades, personas y organizaciones vecinas. 

Asimismo, enfatizó en la labor de consolidación del canal de televisión UchileTV, cuyas transmisiones comenzaron en el contexto de pandemia. “La televisión pública cumple un rol fundamental en las democracias y hoy más que nunca la necesitamos. En Chile la televisión pública lleva años en una profunda crisis y nuestra televisión debe marcar un camino, imaginando un futuro en el que múltiples pantallas, públicas, universitarias y comunitarias, ofrezcan una alternativa con información veraz y entretenimiento que estimule la conversación crítica”, afirmó.

“Juntas y juntos ‘somos la Universidad de Chile’”, señaló la Rectora para finalizar su discurso. “En este presente, en que es Chile el que se piensa sí mismo, y enfrenta un proceso constituyente por mandato popular, su Universidad contribuirá con todas su capacidades para continuar construyendo futuro”, finalizó.

Compartir:
https://uchile.cl/u192914
Copiar